lunes, 19 de diciembre de 2016

9

Encuentro con Lara Moreno sobre su libro "Piel de lobo".


A la hora en que uno suele quedar para tomar café aparece Lara Moreno por la puerta del hotel. Gafas de sol y abrigo camuflan a una escritora cuyo libro me ha sorprendido para bien, me ha tocado la fibra sensible hasta el punto de recapacitar y echar un vistazo a la vida y preguntar cuantos secretos pueden rondar a mí alrededor y no darme cuenta de ellos.  Un libro en algunos momentos desgarrador que contrasta con la sonrisa que luce Lara, una sonrisa que bien podría servir para un anuncio de felicidad o fotocopiar como modelo a segur para usar una igual a diario. 

Hablamos de su nuevo libro, Piel de lobo, una historia tan real como la vida misma que muestra un mundo que muchas veces no vemos o no queremos ver y que puede llegar a despertar muchos sentimientos. Un libro donde Lara quiere mostrar una realidad escondida, oculta pero a la vez tan visible, que ya la aceptamos como cotidiana.
/Un libro en algunos momentos desgarrador que contrasta con la sonrisa que luce Lara, una sonrisa que bien podría servir para un anuncio de felicidad o fotocopiar como modelo a segur para usar una igual a diario.



Sinopsis


Dos mujeres, dos hermanas, dos personajes complejos enfrentados a sus contradicciones que comparten un mismo pasado del que es mejor no acordarse.
Un viejo caballito de plástico blanco y azul espera a las dos hermanas cuando entran en casa del padre, un hombre solo que murió hace un año, dejando tras de sí pocos recuerdos y algunas manchas de café en el mantel. Sofía y Rita han venido al pueblo para recoger lo poco que queda de aquellos años en que eran niñas y pasaban los veranos allí, en el sur, cerca de la playa.
Rita, tan esbelta ella, tan hermosa, tan lista, parece dispuesta a despachar el asunto y volver a lo suyo, pero Sofía sabe que esa casa será el refugio donde ella y Leo, su niño de cinco años, van a instalarse para curar un desamor que la ha dejado sin fuerzas. Allí se quedan madre e hijo, paseando esa nueva vida por las calles donde se abren las primeras sombrillas, masticando arroz y fruta limpia, intentando imaginar un futuro que tenga sabor.
¿Y Rita? Rita se va pero vuelve porque hay recuerdos que queman y el rencor pide paso. Finalmente, encerradas en esa casa que parecía muerta, las dos hermanas nos van a contar una historia dura, algo que nadie quería saber, un secreto del que quizá sería mejor olvidarse, y que solo la buena literatura sabe rescatar para que ese dolor, esa rabia y la ternura que de repente asoma sean también nuestros.

Quien soy

SEVILLA, ANDALUCIA
Un lector errante, con mil aficiones entre las que un buen libro es un refugio perfecto para devorar en el camino de la vida. Si quieres comentarme algo: elcapifer@gmail.com

Sigo a

Entradas popula.

Archivo